Hielo

luge   Bobsleigh   skeleton   patinaje artistico

 

patinaje de velocidad   short track   hockey hielo  curling

1.     Luge

Historia

Su historia tiene origen en 1883, en la pequeña localidad suiza de Davos, donde se celebró una competición con deportistas de siete países. Los primeros campeonatos del mundo se celebraron en Oslo (Noruega), en el año 1955. Dos años después, en 1997, se creó la Federación Internacional de Luge, para diferenciarse del bobsleigh. El luge pasó a formar parte del programa olímpico en los Juegos de Invierno de Innsbruck (Austria) de 1964, en tres modalidades: masculino, femenino y parejas. Se da la circunstancia de que, de las 90 medallas entregadas desde entonces, 88 han ido a parar a manos de deportistas procedentes de Alemania, Austria, Italia y la antigua Unión Soviética.

Dinámica de la competición

Luge es una palabra francesa que significa “trineo”. El piloto realiza un descenso en el circuito de deslizamiento acostado boca arriba sobre un trineo con los pies delante. A diferencia del bobsleigh y el skeleton la salida se efectúa con el piloto ya colocado en el trineo. Los corredores se ayudan de unas barras laterales para coger impulso en la salida y después empujan el trineo utilizando unos guantes de clavos sobre la superficie de hielo para conseguir una aceleración extra antes de situarse en posición aerodinámica. Los corredores dirigen el luge con las piernas o los hombros.

La pista de competición es la misma para hombres y mujeres. No obstante, las mujeres comienzan más adelante. Cada competidor hace cuatro carreras, repartidas en dos días. El competidor con el tiempo combinado más bajo de las cuatro gana la prueba. El formato de cuatro carreras es único para los Juegos Olímpicos de Invierno y fue diseñado para premiar la coherencia, la resistencia y la capacidad de soportar la presión sobre todo el segundo día.

Los deportistas pueden alcanzar velocidades de 140 km / h, sin disponer de un sistema de freno.

Disciplinas

Individual: La prueba la realiza un único competidor, ya sea en categoría femenina o masculina.

Dobles: Es cuando dos pilotos van sobre el trineo, uno acostado sobre el otro. En esta prueba se compite en categoría mixta.

Relevos por equipos: También se compite en categoría mixta. Sólo están autorizados a participar aquellos equipos que tienen como mínimo un atleta o un par de atletas en las tres disciplinas (individual femenino, individual masculino y dobles). En esta disciplina compiten mujeres y hombres y dobles. Todos los equipos comienzan desde el mismo punto de salida. Cuando el primer atleta llega a la línea de meta debe tocar una pantalla táctil, que automáticamente abre la puerta de salida al siguiente relevista, hasta que llegue el cuarto miembro del equipo, o en el caso de los dobles, la cuarta pareja. Esta disciplina se estrenó como olímpica en los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi 2014.

Requerimientos técnicos

La longitud de la pista debe hacer entre 1200 m y 1650 m. La pendiente no puede ser superior a los 12 º y debe contar con 1200 m de inclinación en sentido descendente. Los últimos 100-150 m pueden tener inclinaciones en sentido ascendente con curvas, con una pendiente máxima del 12 %. La velocidad al final del recorrido debe ser superior a los 80 km / h. El tramo de frenado debe ser obligatoriamente recto y sin curvas.

2.     Bobsleigh

El Bob es uno de los tres deportes de deslizamiento del programa olímpico (bob, skeleton y luge). Los tres surgieron de la práctica de utilizar un trineo o un tobogán para deslizarse sobre la nieve o el hielo.

La prueba por equipos de cuatro de bob está en el programa olímpico desde los primeros Juegos Olímpicos de Invierno de Chamonix (Francia), del año 1924. En 1932, en Lake Placid (EEUU), se incorporó la prueba de bob con dos hombres. Las mujeres comenzaron a competir en bob por primera vez en 2002, en Salt Lake City (EEUU).

Dinámica de la competición

El bobsleigh es un deporte de deslizamiento que surgió de la práctica de utilizar el trineo o tobogán para deslizarse sobre la nieve o hielo. Para empezar, los deportistas (dos o cuatro atletas) empujan tan rápido como pueden el bobsleigh durante 50 metros, para acelerarlo y luego saltan dentro, para bajar por un circuito de deslizamiento.

Las diferencias entre los participantes rara vez superan las pocas centésimas por lo que cualquier pequeño error resulta imposible de recuperar. Aunque el trineo dispone de un freno, éste únicamente se usa una vez sobrepasada la línea de llegada. Las velocidades superan con frecuencia los 150 km por hora.

Las pruebas se disputan en dos mangas, sumándose el tiempo conseguidos en ambas, y ganando aquel que finaliza en el menor tiempo. En caso de empate, cosa no infrecuente, no hay desempate, sino que se comparte la medalla.

Disciplinas

Doble: Es cuando dos pilotos van montados sobre el trineo. En esta prueba compiten equipos femeninos y masculinos.

Cuarteto: El bob lo llena un equipo de cuatro corredores. En esta prueba sólo compiten equipos de hombres.

Requerimientos técnicos generales

Los requerimientos técnicos de la pista son los mismos expuestos en el Luge.

El peso mínimo y máximo de los bobs están limitados. Cuando la competición es doble el peso mínimo requerido es de 170 kg. Para la prueba del cuarteto se necesitan 210 kg. El peso máximo reglamentario, incluyendo los miembros de la tripulación y el material necesario, debe ser de 390 km por la prueba doble masculina y de 340 km por la femenina. En la prueba de cuatro no se pueden sobrepasar los 630 kg.

2.1  Skeleton

Historia

El skeleton masculino se disputó en los juegos de Saint Mortiz (Suiza) de 1928 y 1948, y reapareció como un deporte olímpico permanente para hombres y mujeres en los Juegos Olímpicos de Invierno en Salt Lake City (EE.UU.) en 2002.

Dinámica de la competición

El skeleton debe su nombre al trineo utilizado, inicialmente de metal y ahora de fibra de vidrio con una apariencia similar a la de un esqueleto humano.

A la salida, la mayoría de competidores sujeta el skeleton con una mano por unas asas situadas en la parte superior, y corre tan rápido como puede durante 50 metros, antes de tumbarse sobre el trineo, con la cabeza en la misma dirección que la pendiente. El trineo lo controla el competidor realizando leves movimientos con el cuerpo.

Al igual que en los otros deportes de deslizamiento, el bob y el luge, el comienzo es crucial en el skeleton. Los atletas entrenan duro para conseguir la máxima velocidad posible en el circuito de deslizamiento. Pero la velocidad no es el único factor que influye en el resultado final, sino que también es muy importante la trayectoria y la dirección del trineo para mantenerla. El material (trineo y cuchillas) es tanto o más importante que la trayectoria.

Hay dos pruebas individuales de skeleton en los Juegos Olímpicos: una para hombres y otra para mujeres. Ambas pruebas contienen cuatro bajadas y sólo los 20 mejores compiten en la cuarta final que se celebran durante dos días. El deportista con el mejor tiempo combinado de todas las carreras gana la prueba.

Requerimientos técnicos generales

En cuanto a la sled o trineo, éste sólo puede estar construido de una sola pieza. Está formado por muchas piezas y dividido en el trineo y las cuchillas. No se permiten utilizar dispositivos hidráulicos, neumáticos o electrónicos para la creación del trineo. También quedan prohibidos los elementos aerodinámicos en el casco, ropa y en el trineo siempre que no estén homologados por la normativa internacional.

3.     Patinaje

Los holandeses fueron posiblemente los primeros pioneros de patinaje. Ellos comenzaron a utilizar los canales para mantener la comunicación vía patinaje entre pueblo y pueblo, ya en el siglo XIII. El patinaje se extendió a través del canal de Inglaterra, y pronto se formaron los primeros clubes y pistas artificiales.

La historia del patinaje sobre hielo arranca en 1908 en los Juegos Olímpicos de Londres. En la primera edición de los Juegos de Invierno, en Chamonix, el patinaje fue considerado uno de los deportes principales del programa olímpico.

Actualmente el programa olímpico del patinaje incluye las modalidades de patinaje artístico, patinaje de velocidad en pista corta y patinaje de velocidad en pista larga.

Modalidades

3.1  Patinaje artístico

Historia

Dos estadounidenses son responsables de los principales acontecimientos en la historia del patinaje artístico. En 1850, Edward Bushnell de Filadelfia revolucionó el patinaje con la presentación de unos patines con una hoja de acero que permitían realizar maniobras complejas y vueltas. Jackson Haines, un maestro Vienés de la década de 1860, añadió elementos de ballet y danza en la práctica de este deporte.

El patinaje artístico debutó en 1908 en el marco de los Juegos Olímpicos de Londres, como un deporte de exhibición. La competición se disputó sobre una superficie de hielo artificial, al final de los Juegos. En 1920, el patinaje artístico se convirtió, junto con el hockey sobre hielo, en el primer deporte de invierno olímpico oficial, cuatro años antes de los primeros Juegos Olímpicos de invierno de 1924 de Chamonix (Francia). Fue entonces cuando el patinaje artístico sobre hielo pasó a formar parte del marco olímpico de invierno. La disciplina de danza es la que se incorporó más tarde al calendario olímpico, haciéndolo en 1976 en Innsbruck, Austria. Las otras disciplinas de individual y parejas, tanto femeninas como masculinas, ya competían desde el debut olímpico en 1908.

Dinámica de la competición

El patinaje artístico es una modalidad del patinaje practicada con acompañamiento musical que consiste en combinar la fuerza, la técnica y la sensibilidad para hacer piruetas, giros y maniobras patinando sobre una superficie de hielo, y que son valoradas por unos jueces siguiendo un sistema de puntuación.

El sistema de puntuación actualmente vigente para los Juegos Olímpicos se basa en la totalidad de puntos acumulados. En total, se otorgan dos puntuaciones: una técnica y una de componentes. La nota técnica depende de la dificultad de los elementos ejecutados en el programa y la calidad o grado de ejecución. La segunda nota engloba las puntuaciones de cinco componentes diferenciados: la técnica básica del patinador, los movimientos de enlace entre los elementos, la ejecución del programa en general, la coreografía y la interpretación.

Un panel de nueve jueces y un equipo de especialistas técnicos evalúan el programa. Los especialistas técnicos identifican el tipo y el número de rotaciones de los saltos efectuados por patinadores y la dificultad de las secuencias de pasos y de las piruetas, lo que determina la puntuación base del programa.

Los jueces se encargan de determinar el grado de ejecución para cada elemento, en una escala de +3 a -3. Un grado de ejecución positivo significa que el elemento se ha hecho muy bien, con buena técnica y velocidad, y viceversa. El grado de ejecución no se suma directamente a la puntuación base del elemento, sino que se multiplica por un factor que varía en función de la dificultad: así, un salto triple se valora más que un salto doble de la misma calidad, independientemente del valor de base, que también es diferente. Los jueces también puntúan los componentes del programa, en una escala de 0,25 a 10.

La clasificación general del patinador se decide por la suma de las puntuaciones en las dos partes de la competición.

Disciplinas

Cada una de las cuatro disciplinas de patinaje artístico es juzgada por un comité independiente de nueve jueces de la Unión Internacional de Patinaje (ISU), con la aplicación de un sistema de puntuación para medir la calidad de cada actuación.

Individual masculino / femenino

En la competición individual de patinaje, los patinadores deben completar un programa corto (de máximo dos minutos y 50 segundos) de pasos, saltos, giros y combinaciones obligatorias, y un programa libre de patinaje más largo (de cuatro minutos para las mujeres y cuatro minutos y 30 segundos para los hombres), ambos acompañados de música. El programa libre, con un valor de dos tercios de la calificación final del patinador o patinadora, permite que los atletas demuestren su creatividad, los movimientos innovadores y la dificultad técnica.

Parejas libre

Sigue el mismo formato que la competición individual, por lo tanto, también hay un programa corto y obligatorio, y una rutina de patinaje libre.

En esta disciplina, sin embargo, un patinador y una patinadora deben trabajar coordinadamente la incorporación de elevaciones, lanzamientos, saltos sincronizados, giros y espirales, ligados armoniosamente por pasos y otros movimientos.

Danza

La modalidad de danza es la más reciente de las disciplinas oficiales, se incorporó al programa olímpico en las Olimpiadas de Innsbruck en 1976.

La danza recuerda a los bailes de salón, ya que el ejercicio consiste en realizar pasos complejos coordinados con la música. Los patinadores tienen limitado el número de elevaciones, de saltos que no pueden superar la rotación y media y de giros con una limitación máxima de tres a cinco rotaciones.

La diferencia entre la competición por parejas y la de danza sobre hielo es que esta última tiene un mayor componente artístico y no existen levantamientos acrobáticos o movimientos de fuerza, sino que se basa más en la compenetración de los patinadores y en los aspectos coreográficos.

Es una disciplina que basa la mayor parte de la actuación en la expresión, la creatividad y la coreografía.

Equipos

Es una competición de reciente incorporación al programa olímpico que tuvo su primera aparición en Sochi 2014. Según el CIO, esta prueba contará con equipos formados por seis patinadores: un patinador masculino, una patinadora, una pareja de patinaje de hielo y una pareja de baile. Los puntos se otorgarán a cada patinador o pareja. El equipo con el mayor número de puntos totales será declarado ganador.

Requerimientos técnicos generales

La pista de patinaje artístico debe tener una forma rectangular, y sus dimensiones deben ir de un mínimo de 56 m de longitud y 26 m de ancho, hasta un máximo de 60 m longitudinales y 30 m de ancho. Las cuatro esquinas de la pista deben ser redondas, con un arco de circunferencia de radio entre 7 y 8,5 m y deben tener el centro en el interior de la pista. Durante la ejecución de una prueba, los patinadores podrán utilizar toda la superficie de la pista. Los árbitros, jueces, entrenadores y personal deberán situarse fuera de la superficie de hielo.

Para los Juegos Olímpicos de Invierno son necesarias dos pistas cubiertas y cerradas.

3.2  Patinaje de velocidad en pista larga

Historia

El patinaje de velocidad fue el primer deporte que se practicó sobre hielo, y el país donde más arraigo y éxito tuvo fue Holanda, donde los ciudadanos lo practicaban sobre los canales helados durante el invierno. Holanda sigue siendo, hoy en día, una de las principales potencias en este deporte.

Los primeros campeonatos del mundo se celebraron en 1889 y, como deporte, fue introducido a los primeros Juegos Olímpicos de la historia, en Chamonix.

Dinámica de la competición

El patinaje de velocidad es una modalidad del patinaje sobre hielo donde los patinadores compiten contra el reloj sobre una pista de hielo que es un circuito oval con forma alargada de 400 metros de cuerda y dos carriles. Las competiciones duran un mínimo de 25 vueltas y un máximo de 250. El grupo de patinadores comienza conjuntamente a dar vueltas. La primera vuelta no vale. Después de esta vuelta, se empieza a contar.

No se trata de correr lo máximo posible, se trata de un deporte estratégico, en el que hay que ahorrar energía para la recta final, para poder hacer un sprint. La pista cuenta con dos carriles y los competidores deben pasar de uno a otro para mantener la igualdad del recorrido. Si un corredor sólo compitiera en el carril interior, podría tener ventaja respecto a quien patinara en el carril exterior, ya que éste resulta más corto que el exterior. Gana el primer competidor que cruza la línea de meta.

Las pruebas olímpicas según la distancia a recorrer son:

• Hombres: 500 m, 1.000 m, 1.500 m, 5.000 m, 10.000 m persecución por equipos.

• Mujeres: 500 m, 1.000 m, 1.500 m, 3.000 m, 5.000 m persecución por equipos.

La prueba de persecución por equipos es la más nueva del programa olímpico. Los equipos son de tres patinadores que se relevan, y al final el tiempo del equipo se conoce cuando el competidor pasa la línea de llegada.

Requerimientos técnicos

La pista de patinaje para la celebración de pruebas de velocidad debe ser cubierta y tener una anchura de 400 m y dos extremos curvados, cada uno de 180 º, en el que el radio de la curva interior no debe medir menos de 25 metros y no más de 26 metros.

Como esta modalidad requiere de cruces, que manejan del carril interior al exterior y viceversa, existe una zona de cruce. Esta es toda la longitud de la recta, desde el extremo de la curva.

La anchura del carril interior debe ser de 4 m, mientras que el exterior parte de un mínimo de 4 m. Además, la pista también debe contar con un carril de calentamiento situado en la parte interior de los carriles de competición. Este carril debe tener, como mínimo, 4 metros de ancho.

3.3  Patinaje de velocidad en pista corta

Historia

El patinaje de velocidad en pista corta o short track, es un deporte bastante reciente, que nace como una escisión del patinaje de velocidad en pista larga. La Federación Internacional de Patinaje lo reconoció en 1976. Los primeros campeonatos del mundo se hicieron en 1981, y su primera presencia olímpica se produjo como deporte de exhibición en Calgary (Canadá), en 1988. Finalmente, pasó a ser deporte oficial en los Juegos Olímpicos de invierno en Albertville (Francia) en 1992.

Dinámica de la competición

También conocido como patinaje de velocidad en pista corta, a diferencia del patinaje en pista larga, no se compite contra el reloj, sino que los patinadores, en una pista mucho más corta, compiten entre ellos. El circuito oval de la pista hace sólo 111 metros y no hay división de carriles. En todas las pruebas se celebran eliminatorias, y se clasifican los primeros para la siguiente ronda, así hasta el final. En cada carrera corren un máximo de seis participantes.

El programa de los juegos incluye ocho pruebas diferentes, cuatro masculinas y cuatro femeninas:

• Masculinas: 500 metros, 1.000 metros, 1.500 metros y 5.000 metros por equipos.

• Femeninas: 500 metros, 1.000 metros, 1.500 metros y 3.000 metros por equipos.

En las pruebas por equipos (5.000 m masculinos y 3.000 m femeninos) se compite por relevos, con equipos de cuatro patinadores, y cada patinador puede dar el relevo en cualquier momento, aunque las dos últimas vueltas las debe hacer un solo patinador.

Requerimientos técnicos

El patinaje de velocidad sobre hielo en pista corta se practica sobre una superficie de hielo blanco, sin división de carriles y consistente en un óvalo de 111,12 m de longitud realizado sobre una pista de hielo de dimensiones de 60 x 30 metros. La medida de la longitud de la pista se realiza sobre una línea imaginaria situada a 50 cm del borde interior de la pista.

La pista corta de patinaje de velocidad consta de dos rectas y dos semicírculos en los extremos. Las curvas y las rectas deben ser simétricas. Los patinadores realizan la carrera en sentido contrario a las agujas del reloj. La anchura de la recta no será inferior a 7 m y la distancia entre los conos (apex block) de las curvas y la barrera será como mínimo de 4 metros.

Para cada una de las carreras el número de vueltas corresponde a:

• 500 m = 4 y ½ vueltas

• 1.000 m = 9 vueltas

• 1.500 m = 13 y ½ vueltas

• 3.000 m = 27 vueltas

• 5.000 m = 45 vueltas

4.     Hockey hielo

Historia

La palabra hockey viene de la antigua palabra francesa Hocquet, que significa “palo”. Fueron los británicos los que probablemente llevaron la idea de utilizar un palo para propulsar una bola de nieve sobre el hielo de un estanque o de un lago a la América del Norte, durante los siglos XVII o XVII.

En 1879, la McGill University de Montreal ya organizó competiciones y desarrolló el primer reglamento conocido del hockey hielo.

La primera competición de hockey hielo se lleva a cabo en los Juegos Olímpicos de Verano de 1920 en Amberes (Bélgica), y se incorporó al programa deportivo desde la edición inaugural de los Juegos Olímpicos de Invierno de 1924 en Chamonix. El hockey hielo femenino, en cambio, no se añadió hasta los Juegos de Nagano (Japón), del año 1998.

Dinámica de la competición

El hockey hielo es un deporte que se juega entre dos equipos de seis jugadores con patines sobre una pista de hielo (3 extremos + 2 defensas + 1 portero).

En la competición de los Juegos Olímpicos de Invierno, participan ocho equipos femeninos y doce masculinos, organizados en grupos que disputan una liguilla previa a las rondas finales en las que se clasifican los mejores cabezas de serie de cada grupo inicial.

Un equipo debe tener no más de seis jugadores sobre el hielo mientras el juego está en curso. El objetivo es conseguir hacer más goles que el equipo adversario introduciendo el puck (un disco duro de goma negro) con unos stick (bastón de madera o fibra curvado) dentro de la portería rival, como en el fútbol.

Un partido consiste en tres periodos de 20 minutos, con 15 minutos de descanso entre períodos. Si en un partido en el que hay que determinar un equipo ganador el resultado final es de empate, se jugará un período de prórroga. En la final olímpica, la prorroga es de veinte minutos. Si el empate perdura después de la prórroga, se hace una tanda de penaltis hasta obtener un ganador.

Es obligatorio el uso por parte de los jugadores de diversos elementos de protección para todas las partes del cuerpo, principalmente en los hombros, los brazos y las piernas, entre los que destacan el casco con visera y bucal, espinilleras, pantalones con protecciones especiales, coquillera, coderas, hombreras y los patines reforzados. La velocidad del puck puede llegar a unos 170 km por hora cuando es lanzado por los jugadores.

Requerimientos técnicos

El campo de hockey sobre hielo es una pista de hielo especialmente diseñada para la práctica de este deporte. El hielo disminuye mucho, tanto la fricción del disco sobre la pista como el movimiento de los jugadores, permitiendo así alcanzar velocidades altísimas. El campo tiene forma rectangular con los vértices redondeados. Las dimensiones de una pista de hockey sobre hielo olímpica deben ser de entre 60 m y 61 m de largo y de 29 m a 30 m de ancho. Las esquinas son redondeadas y su radio debe rondar entre los 7 y 8,5 metros.

Un muro blanco, de aproximadamente un metro de altura (entre 1,17 m y 1,22 m), envuelve toda la pista, y evita que el disco salga del campo. Sobre el muro, se fija otro muro transparente, facilitando a los espectadores contemplar el partido al tiempo que los protege.

Una línea central roja divide el campo por la mitad. Es usada por los jueces para marcar los fueras de juego y las infracciones. Otras dos líneas rojas están localizadas en cada extremo del rectángulo, a 3 metros del fondo y marcan el área de meta. Dos líneas azules, distanciadas poco más de 8 metros de la línea roja central delimitan las tres zonas de campo: una zona de defensa, una zona neutral y una zona de ataque. La zona defensiva de un equipo es la zona ofensiva del otro.

La portería está localizada delante de cada una de las líneas rojas que delimitan el área de meta. La portería tiene 1,2 metros de altura por 1,8 metros de ancho. Delante de cada portería hay un área de 1,8 metros de ancho y largada, denominada ” área de portería” y donde ningún jugador del equipo rival puede entrar.

5.     Curling

Historia

Se cree que el curling se inventó en Escocia en el siglo XVI, debido a algunas pinturas que reflejan personas jugando a este deporte. De todos modos, el curling fue muy popular en Escocia entre los siglos XVI y XIX, cuando el clima era lo suficientemente frío como para que se formara un buen hielo en invierno, y en consecuencia, la sede del organismo internacional que controla el curling, la Federación Mundial de curling, es Perth, Escocia.

Hoy en día, el curling se juega en toda Europa, y ha sido exportado a países como Japón, Australia, Nueva Zelanda, incluso China y Corea. El curling es un deporte olímpico de invierno desde 1998 en Nagano (Japón), aunque en 2006 el Comité Olímpico Internacional consideró que las pruebas de curling que se habían hecho en la primera edición de los Juegos Olímpicos de invierno de 1924 eran oficiales, y no pruebas de exhibición como se había considerado hasta entonces. El curling fue deporte de exhibición en 1932 (Lake Placid, Estados Unidos), en 1988 (Calgary, Canadá ) y 1992 (Albertville , Francia).

Dinámica de la competición

El curling es un deporte de precisión se juega en una pista de hielo. Dos equipos se turnan para empujar y deslizar piedras de 19,1 kg de peso hacia una serie de anillos concéntricos o círculos. El objetivo es conseguir que las piedras propias se detengan tan cerca del centro de los anillos como sea posible, y no las del equipo adversario.

Los equipos, de cuatro participantes cada uno, compiten entre ellos con el objetivo de hacer deslizar piedras de granito sobre un pasillo de hielo de 45,5 m de largo y 4,75 m de anchura.

Una vez hecho el lanzamiento, los otros miembros del equipo, con cepillos, acompañan cada piedra para facilitar su avance sobre el hielo o variar su dirección, pero siempre sin tocar la piedra.

Después de los lanzamientos, cada equipo obtiene puntos en función de la proximidad de las piedras a la diana marcada en el centro, al final del pasillo. La piedra más cercana al centro de la diana vale un punto, si la siguiente es del mismo equipo vale dos puntos y así hasta la primera piedra más cercana a la diana del equipo contrario. En caso de que no haya piedras en la diana, se anotará como puntuación de esa jugada 0-0.

Un partido normal se juega a diez “juegos”. Para completar un juego cada uno de los participantes de ambos equipos debe haber lanzado dos veces la piedra. En total en un juego los dos equipos lanzan 16 piedras. Al final del partido, gana el equipo con más puntuación. Si el partido termina con empate, se jugará un juego extra. El equipo que gana un juego comienza el siguiente obligatoriamente.

Requerimientos técnicos

El curling se juega sobre una superficie de hielo blanco denominado pista o sheet. Las dimensiones son de 45,72 m de largo por 5 m de ancho. Habitualmente dentro de un pabellón hay cuatro pistas construidas paralelamente, y separadas entre sí por 1,5 m de distancia. Los arcenes de las pistas están forrados por una tela que permite a los jugadores caminar por el exterior, antes de entrar en la pista. Además, sirve de distintivo entre pista y pista.

Dentro de la pista, la línea reposa pies o hack line marca la zona de lanzamiento de la piedra. Está situada a 1,82 m de la línea de fondo y tiene una longitud de 0,45 m y un ancho de 1,27 m. Una línea central negra de 1,27 cm divide la pista en dos y une los dos círculos (tees), situados en los dos extremos de la pista a 17,37 metros del centro de la pista. Cada ‘tee’ es un conjunto de dos círculos, uno dentro del otro, y cada uno tiene dos líneas paralelas negras o azules, una situada en el centro del tee y el otro como línea de fondo o back line. Estas líneas son fundamentales para delimitar el área a la hora de puntuar, ya que los jugadores deben intentar llevar las piedras de sus rivales detrás de la línea de fondo para que no puntúen. Está situada a 1,8 m del centro del ‘tee’.

A 6,40 m del centro de los ‘tees’ encontramos la línea de juego o hog line que delimita el espacio máximo para liberar la piedra. El ancho de la línea es de 10,16 cm para hacerla visible.

Las líneas laterales señalan los límites de la pista y son de 1, 27 cm, aunque a menudo son contiguas en el arcén lateral.